Parapsicología

De Esceptipedia
Saltar a: navegación, buscar

La parapsicología se refiere a la investigación, usando métodos científicos, de los llamados fenómenos paranormales. Es importante mencionar que el mero uso del método científico no le otorga a una disciplina la condición de ciencia (ver sección ¿Ciencia o pseudociencia?). En España, uno de los principales investigadores y divulgadores de la parapsicología ha sido el psiquiatra y parapsicólogo Fernando Jiménez del Oso. También ha sido referencia en la materia el cántabro Germán de Argumosa y el joven alcoyano Copérnico García Benitez.

En términos rigurosos (hay que descartar el gran porcentaje de fraude que se da en este ámbito) estudia la existencia de la percepción extrasensorial, la telepatía, la clarividencia y la premonición. A estas últimas también se las considera enmarcadas dentro de las artes adivinatorias. También se pueden incluir en el campo de la parapsicología la idea de experiencias cercanas a la muerte y la telequinesis. Ninguno de estos supuestos fenómenos tiene aún una explicación científica satisfactoria, aunque existen teorías al respecto.

Contenido

¿Ciencia o Seudociencia?

Teniendo en cuenta el estado actual de la ciencia, y según la opinión generalizada de la comunidad científica, las preguntas referidas a dichos fenómenos probablemente no son susceptibles de investigación científica puesto que la existencia misma de dichos fenómenos dentro de un paradigma naturalista es cuestionable y no ha podido ser probada contundentemente. Por estas razones es que a la parapsicología se la incluye dentro de las pseudociencias.

La parapsicología es a veces considerada como una rama de la psicología, pero esto es debatido por los que piensan que la psicología es una disciplina científica mientras que la parapsicología no se caracteriza por aplicar el método científico. Por otra parte hay científicos que acusan al psicoanálisis de ser una pseudociencia.

En un principio el estudio de los fenómenos que hoy estudia la Parapsicología, eran estudiados bajo los auspicios de lo que se conocía con el nombre de Metapsíquica, pero en el Congreso Internacional de Utrecht en 1953, el nombre de Metapsíquica fue desplazado por el de Parapsicología. Dentro del contexto de esta nueva denominación, se abogó y aceptó la total separación de todo aquello que tuviera características o connotaciones de magia, hechicería, ciencias ocultas, supersticiones, etc.

Objeciones a su aceptación como disciplina científica

El uso del método científico es necesario, pero no suficiente, para otorgar status científico a una disciplina por su mero uso. Se necesita además que la disciplina en cuestión produzca alguna teoría (comprobable por el método científico) que pueda relacionarse con el cuerpo de conocimientos científicos actualmente aceptados, es decir, que pueda 'engranarse' con el resto de los conocimientos. Hasta la fecha, la parapsicología no ha producido ninguna teoría de este tipo.

Evidencia

La parapsicología no es considerada como una disciplina seria por los psicólogos convencionales, al igual que también es desdeñada por otros miembros de la comunidad científica, quienes afirman, que nunca una experiencia controlada bajo laboratorio ha producido una evidencia firme sobre la existencia de fenómenos paranormales que merezcan estudio.

En 1978 el catedrático de psiquiatría checo Stanislav Grof, radicado en EE.UU., funda la "Asociación Transpersonal Internacional" impulsando el estudio y la investigación de los estados modificados de la conciencia. Su aportación a la Parapsicología ha sido básicamente el concebir la conciencia humana, no sólo como un mero producto de nuestro cerebro, sino como algo que puede existir de un modo transmaterial, y que trascendería por tanto los límites del tiempo y del espacio. Los fenómenos paranormales, mediúmnicos y místicos tendrían por tanto cabida para estudio en este nuevo modelo de la psique humana que ha desafiado los postulados establecidos por la ciencia convencional.

Prueba Irrefutable

En EE.UU. existe desde el año 1964 la Fundación James Randi, dedicada a desenmascarar las falsedades que surgen en torno a los supuestos fenómenos paranormales. La fundación ha venido ofreciendo desde hace varios años la suma de un millón de dólares de EE.UU. a quien consiga, bajo condiciones controladas de laboratorio (y supervisadas por la fundación), demostrar un solo fenómeno paranormal como los anteriormente mencionados. Hasta septiembre de 2005 nadie ha podido o querido hacer una demostración satisfactoria y el premio sigue sin reclamar desde hace 41 años.

Los requisitos para reclamar este premio son sin embargo nada triviales; durante 2005, los precandidatos deben pasar una prueba preliminar de Randi (que tiene menor importancia que la prueba formal), por lo tanto, a la fecha no se ha logrado que se realicen pruebas formales por la Fundación.

En 1991 Ladizlao Enrique Marquez fue el impulsor del "Proyecto Psi", un desafío de 10 mil dólares, lanzado en su momento desde el CAIRP, (Centro Argentino para la Investigación y Refutación de la Pseudociencia ) a quienes aceptaran poner a prueba sus pretendidas capacidades paranormales. Más tarde amplió su oferta, ofreciendo por lo mismo 50 mil dólares, propuesta que mantiene al día de la fecha.

Enlaces externos