Ilusionismo

De Esceptipedia
Saltar a: navegación, buscar

El ilusionismo es un arte escénico, también llamado magia o prestidigitación.

Consiste en, por distintos medios (sugestión, etc) crear la ilusión que algo imposible está ocurriendo. Suelen ser apariciones, desapariciones, transformaciones, uniones, lecturas de la mente, y diversos fenómenos que rompen las leyes de la física y la lógica, desafiando la explicación racional.

El Ilusionista

Un ilusionista prestidigitador o mago es la persona que realiza juegos de magia, creando ilusiones en uno o más de los sentidos (visual, auditivo, etc.) y la mente, haciendo parecer realidad lo imposible.

Los artificios del ilusionismo han existido desde el principio de los tiempos, utilizándolo -por ejemplo- los chamanes para demostrar su condición de hechiceros. Sin embargo, la profesión de ilusionista ganó prestigio durante el siglo XVIII, y fue pasando por diversas modas hasta convertirse en una de las formas más populares de entretenimiento.

El ilusionismo moderno le debe gran parte de sus orígenes a Jean Eugène Robert-Houdin (1805-1871) -de profesión relojero-, que abrió un teatro de magia en París en la década de 1840.

El célebre mago y/o escapista del siglo XIX (y posiblemente de todos los tiempos) Harry Houdini (1874-1926), tomó su nombre profesional de Harry Keller y del mencionado Robert-Houdin, y desarrolló una serie de ilusiones de magia escénicas, basadas muchas de ellas en el arte del escape.

A finales del siglo XX, el ilusionismo volvió a tener auge de la mano de Doug Henning primero, y David Copperfield después, a través de sus especiales televisivos, espectáculos en Broadway, y giras mundiales.